viernes, enero 30, 2009

Síntomas del enamoramiento

Sonrisa eterna las 24 horas del días.

El sol brilla más de lo habitual.

Te hace hacer chiquilinadas.

Fomenta el arte y la creatividad en todos sus formatos

Clásico: mariposas en la panza, y/o puntadas en el bajo vientre.

Te hace llorar, te hace reír, te conmueve, llega y lo cambia todo.

Te hace chequear 30 veces la casilla de mail y ver si el teléfono tiene tono o ver el identificador de llamadas.

Te cura las alergias y la piel en general.

Te sentís mareada.

Te hace despertar más temprano, o en el medio de la noche o acostarte a cualquier hora de la madrugada.

Te dan ganas de cocinar.

Te vuelve contemplativ@ y/o ansios@.

Te hace limpiar la casa con ganas.

Te hace caminar liviano.

Te hace decir esas palabras cursis que siempre odiaste: lind@, bonit@.

Te hace conocer lugares de la ciudad que antes ignorabas.

Adelgaza.

Te hace cambiar de shampoo o en su defecto de crema humectante.

Te hace caminar más erguid@.

Te hace brillar (a veces sólo los ojos, pero en general abarca todo el cuerpo).

Te dan ganas de contarlo, de escribirlo, de pensarlo, de soñarlo.

Te hace atrapar el tiempo con una mano.

Te hace caminar por el medio de la calle sin que te importe perder la vida.

Hace parecer tu vida más interesante.

Te hace recordar el pasado con la misma liviandad con la que caminás

Te reís de cualquier cosa.

Todo lo que hace el otro es perfecto y los otros imperfectos dejan de importarte.

Te hace olvidar las prioridades impostergables.

Te hace viajar lejos.

Te hace arriesgarte aún para decir te quiero.

Te dan ganas de hacer esas cosas que siempre quisiste hacer y nunca hiciste.

Te hace abrazar momentos perfectos.

Te hace hacer locuras sanas.

Te hace hablar con la mirada.

Te hace sentir que las palabras se quedan cortas.

Te hace bailar con las manos o en su defecto con los pies.

Te hace encontrar la belleza en esas imperfecciones que l@ vuelven únic@

Te hace percibir detalles que en otro contexto nunca percibirías.

Te hace volver a tener ganas de besar con ganas.

Te hace creer en las señales y/o te hace crear señales.

Te hace rever tu discografía e incorporar nuevos temas.

Te hace reír cada vez que querés evocar un síntoma sobre el enamoramiento.

Señor/a esto es más barato que un spa. Anímese y enamórese, porque el amor “te hace”

Gute y Lerinha

1 comentarios:

M dijo...

Perdonen, pero no lo pude evitar :D
http://mobtomas.wordpress.com/2009/01/30/sintomas-de-que-no-estas-enamorado/